estás leyendo...
HA… CHE RETÃ PARAGUAY ✓

Ñañangareko va’erã guaraníre ani hogue mano ohóvo

Ñe’ê guarani ohejava’ekue ñande ypykuerakue niko tuichaiterei mba’e. Ha’e rupi, ambue tetãygua ñanemomba’e guasu ha ñande recha ramo. Ha ñande, ojoapytépe, ñañomongeta ha ñañomo’ãguîve ojohegui oka ha tavaháre. Péicha rupi ñañangareko va’erã hese ani ipepo kangy ha tapiante taimbarete. Upéva opavave rembiapo: oñe’êva ha mburuvichakuéra omotenondéva Paraguái avei. Maymáva jahechakuaa va’erã guarani oikove puku haguã ikatu va’erã he’i opaite mba’e ko’agãguáva. Upevarã oike mante va’erã ikuápe español térã sapy’ánte avei ambue ñe’ênguéra. Oîvove ndaikatúiva ombohéra, oipuru va’erã ambue ñe’ê ojapoháicha opavave ñe’ênguéra oîva yvy apére ha ojapoháichama voi umi oñe’êva guarani paraguájope.

Oje’érõ Paraguái oje’e avei guarani. Ko ñe’ê rupi ndaipóri ikatúva ko Amérikape oñembojoja ñanderehe jaguerekógui umi ava guarani oheja va’ekue ñandéve ha haimete gueteri opavave ñañe’ê, jaikuaa mba’épa oje’e ñandéve ha oîmimietéma avei oskrivíva pype.

Constitución 1992-pe guare niko ombojoja léipe español ha guarani. Péva kuatiápe. Ojepuruhápe, Estádo térã Estado’yme, español pe oñemotenondéva ha guarani pe itapykuéva. Heta gueteri jaguatava’erã hi’añete haguã Léi Ruvicha he’íva oiko haguã.

Upe 1992 rire, Ministerio de Educación y Cultura (MEC) mbo’ehaokuéraipi oñembo’e guarani. Ha katu oipurúgui guarani noñeñe’êiva tapiaite, ojehekágui ñe’ê pyahu avave oikuaa’yva mba’épa he’ise, heta mitã ha mitãrusukuéra noñe’êséi guarani. Ohayhurãngue okyhyje chugui.

Péicha jahavévo, ani haguã ñane ñe’ê hogue mano, oñemoheñói Parlamento-pe Ley de Lenguas. Upéva rupi hekove Secretaría de Políticas Lingüísticas (SPL) ha avei Guarani Ñe’ê Rerekuapavê (GÑR), Academia de la Lengua Guaraní.

Agãitérõ, mbo’ehao MEC-peguáva rupi sa’ivéma oñembo’e guarani. Ikangy akã raku oîva’ekue. Ha hyepýgui oîma voi katu oipotáva noñembo’evéintema. Ha katu SPL ha GÑR, mbeguekatúpe, oho tenondévo hembiapo kuéra reheve.

Guarani ágã oguereko mokõi tape ikatúva oguata: umi oisambyhýva hekove Estado ha Estado’yguive ikatu ombopytupa chupe ohekárõ pe guarani ojehe’a’yva, oñentende’yva haimete, guarani púro oje’eha, térã ikatu omombarete hekove ojesape’árõ ha oipe’a okê oike haguã umi ñe’ê pyahu ndaipóriva guaraníme.

Avei, guarani ani omano ko’êrõite, mbo’ehao rupi oñembo’eva’erã pe guarani opavave oikuaáva, pe ojepurúva tapiaite opa henda rupi.

Heta ha tuicha tembiaporõ ikatu gueteri ojejapo. Hetaiterei gueteri oñe’êva guaraníme. Ha katu ndojejapóirõ ojejapo va’erã pya’e ha voi –ndaha’éi ko’êrõ– guarani ipirúta ohóvo ha hekove ndoho puku mo’ãi, marãtepa ñañombojuru he’êta.

SPL ha MEC Estado ryepýpe ha GÑR opavave oîva sociedad civil ndive ojepytaso va’erã guarani oñembo’e ha ojepuru haguã hekopete opa henda rupi ha opa mba’e oje’e haguã ojeguerúvo ambue ñe’ênguéragui umi ñe’ê ndoguerekóiva. Ha avei oñeñe’ê haguã oñeguerotî’yre chupe.

Ko ñe’ê guarani árape hi’ã maymáva ñane retãygua ñamañami pe okáguio ojehecharamoitévare. Ha jahecha mba’épa ikatu jajapo anítei ogue ohóvo ñandehegui ikusugue rekávo ko mba’e tuichapajepéva jaguerekóva gueteri ñande juru ha ñane ángãpe.

http://www.ultimahora.com/nanangareko-vaera-guaranire-ani-hogue-mano-ohovo-n1018640.html

Acerca de jotaefeb

Un arquitecto jubilado. Aprendiz de todo, oficial de nada. Un humano más. Acá, allá y acullá. Hurgador de cosas cotidianas y trascendentes.

Comentarios

4 comentarios en “Ñañangareko va’erã guaraníre ani hogue mano ohóvo

  1. Para el guaraní es ineludible incorporar nuevos vocablos

    Una lengua es un instrumento de comunicación entre seres humanos. Es eficaz para una sociedad si logra expresar la totalidad de lo que se necesita nombrar en la convivencia cotidiana. Desde esta perspectiva, el idioma guaraní –que es oficial, a la par del español según la Constitución de 1992– se encuentra ante el gran desafío de incorporar de otros códigos lingüísticos vocablos que permitan mencionar las nuevas realidades del mundo contemporáneo y contar, por lo tanto, con aquellas letras que permitan escribir las palabras que se suman a su vocabulario. Si se quedara estancado en sus signos tradicionales no podría reflejar el tiempo que vivimos y, de a poco, irá muriendo inexorablemente.
    Con la dialéctica del planeta globalizado que se caracteriza sobre todo por la incorporación de la tecnología a los diversos ámbitos del quehacer humano, es imposible mantener una lengua pura, incontaminada, que no requiera préstamos de otras lenguas para poder expresar las múltiples realidades del presente.

    Para no recurrir a ejemplos de idiomas ajenos a nuestra experiencia verbal, baste mirar al castellano.

    La Real Academia de la Lengua Española (RAE), durante siglos, se mantuvo como una isla relativamente ajena a los fenómenos lingüísticos de las numerosas naciones de hispanoparlantes. Desconocía, por lo tanto, voces de uso frecuente y generalizado en varios países americanos.

    Actualmente, la RAE muestra una actitud radicalmente diferente incorporando con desacostumbrada celeridad términos provenientes del inglés o de otras lenguas. Ese mismo gesto se observa con respecto a los regionalismos. De ese modo responde a la realidad de los hablantes, que son en definitiva los que marcan las normas aunque no tengan reconocimiento oficial.

    En nuestro país, de manera más o menos explícita, en el uso del guaraní se observan dos tendencias: una que pretende mantener un guaraní en estado casi puro usando vocablos antiguos o neologismos comprendidos solo por unos pocos, y otra, abierta a una lengua dinámica que, en lo estrictamente necesario, no se acompleje por incorporar de otros idiomas cuando sea estrictamente necesario aquellos vocablos inexistentes en su léxico.

    Esa incorporación de nuevos términos trae consigo la necesidad de ampliar el abecedario utilizado en la escritura del guaraní.

    Por eso es loable que la Academia de la Lengua Guaraní (ALG) haya aceptado que al alfabeto de 33 letras se le agregaran tres nuevos signos para representar los sonidos provenientes de otras lenguas.

    Los académicos deben entender, sin embargo, que ese avance queda corto porque todavía sobran sonidos de préstamos que carecen de representación para ser escritos en guaraní.

    Un principio de hierro es que el verdadero dueño del habla es el hablante. Si a él le sirve una expresión para comunicarse con su semejante, nada le importará lo que digan los lingüistas.

    A partir de esa realidad, la ALG tiene la obligación de establecer normas de uso correcto del guaraní sin abrir un grifo incontenible a los neologismos, pero sin cerrarse tampoco a una innegable realidad.

    Me gusta

    Publicado por Anónimo | 14 septiembre, 2016, 7:33 am
  2. El peor atentado
    12 Sep 2016

    Por Alex Noguera

    El último día laboral de la semana que pasó, el viernes, nos regaló la noticia mediática y hollywoodiense de dos atentados contra medios de comunicación: La Jornada de Ciudad del Este y Radio Amambay de Pedro Juan Caballero. Apenas horas antes, en esa ciudad también habían intentado asesinar a un policía frente a un colegio público y para completar el panorama la Senad se incautó de casi 400 kg de cocaína en Yasy Cañy, valorados en US$ 70 millones. Todo en un solo día, y en todos los casos los malhechores fueron ineptos, a tal punto de que el único muerto fue un sicario.

    El lunes, sin embargo, el show no fue de película como los anteriores. El atentado fue silencioso, como una inyección letal. Esta vez la jeringa contenía un veneno llamado “d, f, ll”, tres letras que la Academia de la Lengua Guaraní “aprobaba” con beneplácito generalizado, engañando, pues quien más quien menos siente orgullo de nuestro idioma nativo. Incluso la última producción cinematográfica nacional lleva de nombre Guaraní y hasta aún resuenan los elogios de la prensa extranjera que, con admiración “descubría” el guaraní en ocasión de la visita papal.

    Cuando con alegría todos pensábamos que la presentación de la novedad sería para bien, cuando confiamos en que la Academia analizaba profundamente los pro y contra para finalmente socializar una nueva regla y que con el cambio se fortalecería el querido idioma autóctono, la felicidad se desinfló como un globo pinchado.

    Denuncian que la Academia faltó a la ley, a su propio estatuto, pues aprobó entre cuatro paredes la incorporación de esas tres letras. Todo se hizo rápidamente y ni siquiera se convocó a una audiencia pública para consultar su parecer a los afectados directos que son los docentes.

    Enterado de la inclusión, una eminencia en el idioma, David Galeano, renunció porque dijo que no será cómplice de la muerte del guaraní. La explicación que él da es que la introducción de estas letras –u otras– acrecienta el jopara, lo que conduce a que cada día se reduzca más el guaraní.

    Según Galeano, el 5 de noviembre del 2015, la Academia trató como punto 1 la continuación del alfabeto actualmente vigente y por unanimidad se aprobó el alfabeto con las 33 letras. Como punto 2 se propuso la incorporación de 4 letras: d, f, ll y x. Para aprobar el cambio eran necesarios dos tercios de los 20 presentes, es decir, 13 votos, pero solo alcanzaron 11, por lo que se rechazó la propuesta de incorporar las letras.

    La mayoría no aceptó el resultado y durante varias sesiones insistieron con la incorporación, pero la votación había sido de 11 a 9. Llegaron incluso a declarar un cuarto intermedio interminable y el acta de la sesión del 5 de noviembre nunca se cerró porque a toda costa querían incluir las 4 letras como parte del acta de aquella sesión.

    Hay fechas que quedan como vergüenza en la historia, como aquel 7 de marzo de 1870, seis días después de asesinado el mariscal López y con Paraguay ocupado y vejado por las fuerzas aliadas, el entonces presidente Rivarola prohibía hablar el guaraní, decreto mediante.

    Hace 30 años ni siquiera había docentes de guaraní, sin embargo personas idealistas –sin apoyo del Estado– recorrieron el Paraguay de punta a punta para promocionar y realizar la correcta difusión del guaraní. Y hoy en el país existen más de 25.000 profesores del idioma y más de 85.000 personas estudiaron el curso básico.

    Con trabajo solidario incluso se dotó al idioma nativo con una casa, Guarani Róga, en Fernando de la Mora. Gratuitamente crearon Wikipedia Guarani y también gratuitamente tradujeron el navegador Mozilla Firefox, cuya versión guaraní se llama “Aguaratata”, que insumió la traducción de 42.000 palabras, sin contar otras 102.000 que la semana pasada se empezaron a traducir para el Libre Office.

    El guaraní hoy se visibiliza en el mundo, incluso Laura Pausini en su última presentación prometió a su público un show “mbarete”, sin embargo cada vez menos jóvenes lo hablan. Los propios profesores denuncian que la enseñanza es perjudicial y desfasada. Insisten en que el guaraní debe ser aprendido de manera lúdica, con juegos, cantos, poesías, cuentos, juegos interactivos en internet. También que debe igualarse la carga horaria ya que el castellano tiene 5 horas semanales y el guaraní apenas 2 horas.

    El guaraní es de interés nacional y el Estado debe ocuparse. Es urgente la reestructuración de su enseñanza.

    Me gusta

    Publicado por Anónimo | 12 septiembre, 2016, 5:22 am
  3. Hay que vender el guaraní

    ¿Qué tenemos nosotros que no tienen los argentinos con su tango y su dulce de leche, ni los brasileños con sus copas y su samba, ni los chilenos con sus fabulosas minas de cobre, ni los estadounidenses con sus armas y sus bancos ni los canadienses con su jarabe de maple y su envidiable calidad de vida?

    Tenemos un idioma, un idioma que no lo trajo el conquistador como el inglés, ni deriva de otra lengua como el portugués o el español, que no es un dialecto que solo lo habla una parcialidad ni una pieza de museo que se expone en un estante para la mera observación, una herramienta que nadie usa ni puede tocar.

    Es una propiedad excepcional. No lo tiene Trump ni Bill Gates. No se puede comprar ni inventar un idioma. Es una construcción colectiva orquestada a lo largo de miles de años. Es una corriente viva que se nutre de la experiencia de millones de personas que son habitadas por el idioma y que a la vez lo habitan, en una interacción tan íntima que terminan confundiéndose.

    Por eso Paraguay y guaraní son la misma cosa. No es el territorio ni el Estado lo que nos define. Somos guaraníes antes que paraguayos, y no por ascendencia genética, sino por una conexión lingüística. Hemos sido colonizados por palabras, palabras nacidas de valores, prejuicios, experiencias trágicas, alegrías, pasiones y odios de una colectividad que no es excepcional ni distinta del resto del colectivo humano, pero que se diferencia de ella porque supo volcar todo ese caudal de sentimientos en un idioma singular y único.

    En algún momento de nuestra historia, sin embargo, olvidamos el estatus que supone la propiedad exclusiva de un idioma, y por el contrario nos enseñaron a tener vergüenza de él. Hablar guaraní se convirtió apenas en un vicio privado del que no podíamos desprendernos. Lo usábamos en la calle y entre los amigos; pero para los momentos solemnes, para la formalidad del poder, para demostrar ascenso en la escala social teníamos que hablar español.

    La conexión con el mundo tras el advenimiento de la democracia no hizo sino convertir el estigma en condena. Ahora había que hablar el idioma universal, el que nos da vía libre a las mayores fuentes del conocimiento, el idioma en el que se produce la cultura pop globalizada, el inglés.

    ¿Cómo convencemos hoy a un adolescente que además de aprender el inglés y de dominar el español es un lujo particular seguir paladeando el guaraní? ¿Cómo le devolvemos estatus a nuestra lengua?

    Creo que la forma como se enseña el guaraní en los colegios es la peor estrategia. Los chicos terminan odiándolo. Y olvídense del discurso patriotero, no sirve.

    Hay que combatir al mal con sus armas. Hay que apelar al mercadeo, al márketing. Hablar guaraní tiene que ser cool, estar de moda.

    Bien me lo dijo un colega español cuando descubrió que teníamos un idioma propio. “Es una maravilla, ahora tienen que saber venderlo”.

    Por Luis Bareiro

    http://www.ultimahora.com/hay-que-vender-el-guarani-n1019422.html

    Me gusta

    Publicado por Anónimo | 31 agosto, 2016, 5:38 am
  4. “Prefiero hablar inglés”

    Por Gustavo Olmedo
    En la fecha se celebra el Día del Idioma Guaraní, incorporado como oficial con la Constitución Nacional de 1992. Se trata de una lengua existente en siete países de América del Sur, con más de 12 millones de personas que la utilizan. Uno de los temas reincidentes al analizar esta lengua, que cuenta con más de cuatro millones de hablantes en nuestro país, es su vigencia y proyección. ¿Cuál es su futuro? ¿Por qué muchos niños y jóvenes asuncenos ya no lo utilizan o desconocen?

    Para muchos estudiosos, el guaraní forma parte de la lista de las 2.500 lenguas en peligro, de las 6.000 existentes y activas en el mundo, de acuerdo con el Atlas Internacional de la Unesco. Algunos especialistas incluso afirman que su desaparición será inevitable tras el paso de las próximas dos o tres generaciones.

    Según los expertos, la presión económica y el prestigio cultural son algunas de las razones que motivan la desaparición de una lengua. La primera, va ligada al hecho de que el aprender un determinado idioma garantiza un mejor futuro para sus hablantes, ya sea a nivel laboral o salarial. La segunda razón, señalan los estudiosos, se vincula con el estatus que se obtiene al conocer o hablar la lengua.

    “Prefiero hablar inglés”, me respondía una joven durante una dinámica grupal con frases en yopará, a lo que muchas compañeras incluso agregaron que era “una pelada” hablar guaraní. Es decir, no ven su utilidad, ni el valor o la enorme riqueza que posee; a lo que suma que tampoco implica prestigio el hablarlo.

    Quizás uno de los principales problemas que presenta el guaraní, en el ámbito juvenil y estudiantil, sea la pésima didáctica que acompaña su enseñanza obligatoria. Conociendo algunos programas y libros de escolar básica, queda claro que se necesitan incorporar, o por lo menos analizar, formas más atractivas y dinámicas de enseñarlo, implementando juegos en aula, trabajos grupales de campo, materiales de audio y audiovisuales. Si en el entorno familiar no se utiliza el idioma, es difícil pretender que baste un sistema memorial para preservarlo. Además ¿Están actualizados sus docentes?

    Proteger nuestro idioma es un necesidad, pues no se trata solo de un lenguaje, sino de una concepción de la realidad y forma de ser, algo que nos distingue. Como bien lo había señalado Koichiro Matsuura, ex director de la Unesco, afirmando que la extinción de una lengua conduce a la desaparición de formas de patrimonio cultural; tradiciones y expresiones orales, como poemas, leyendas y hasta chistes. Es decir, está en juego nuestra identidad, lo que exige asumir un desafío con medidas serias y urgentes.

    http://www.ultimahora.com/prefiero-hablar-ingles-n1018637.html

    Me gusta

    Publicado por Anónimo | 25 agosto, 2016, 8:22 am

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

ÑE’ÊNGA ✓

Gracias jakarupa rireguánte.8/12/16

Dejó sin pierna a motociclista y ahora suspenden el proceso

En este país, la Justicia solo trabaja medio día y a veces, ni trabaja.
Moraleja: Si tenés guita no hay problema chera'a. Kore qué injusto!
Justicia paraguaya... Paga 6 millones como "pena" por dejar sin piernas a una persona y casi dejarlo sin vida. Por algo somos la tercer peor justicia del mundo.
Un borracho platudo choca con su autazo a un humilde trabajador, a quien se le amputa su pierna y solo tiene que pagarle 6.000.000 de guaraníes, en cuotitas. Manejas alcoholizado y... Conductor pagará G. 500.000 mensuales tras choque que dejó sin pierna a guardia. Independientemente que haya habido ya un acuerdo con la víctima, qué suaves (¿?) son los castigos para conductores alcoholizados. Después dicen que el dinero no trae la felicidad.

Peichante-Py en FB ✓

Archivos

estadistas ✓

  • 969,661 visitas
Follow PARAGUAY. HA CHE RETÃ ✓ on WordPress.com

Escuche, vi y leí ✓

Banquina llena de botellas plásticas y otros desperdicios arrojados por peregrinantes. Triste realidad! La fe mueve montañas, los peregrinos... Basura #lamentable

La ambición por el poder da amnesia ... 10 años después este es el "nuevo rumbo" de Lugo, los tiempos cambian y los intereses también, jamas los politicos mantienen su palabra empeñada, sencillamente nadie resiste un archivo! Peligro para el país, sólito se está haciendo su tumba, vergüenza me da esta clase de políticos.

En San Lorenzo el cretinismo toma forma de micro que se adelanta en doble línea en pleno cruce... Consuelo: peores cosas hacen con sus chatarras todos los días

Es el primer día del pesebre y el camello ya está harto de todo. (?)

Se le armo el scrache social al borracho Alvarenga. Alto representante legislativo, "de pedo" no mató a nadie. Ndo jerai gueteri, hesa pili'upapeve omoco el guai... por eso que hasta el árbol vio que se le puso en el camino (?) Que imprudente el árbol, imputenlo por exposición al peligro, seguro era un árbol peregrinando! Lo que es la naturaleza, hasta un árbol salió huyendo de un posible accidente. Ha koa la ñande legislador, los primeros en respetarlas las quebrantan... lamentable. Cada idiota que tenemos en el país. Un criminal de raza y harto-peligroso el Diputadete éste, igual a todos los de su camarilla de farsantes y estafadores. Con "chapa cambiable"? En un país serio, estaría preso y sin permiso para conducir de por vida o presentando su renuncia a la Cámara Baja. Es un asesino potencial. Burro, borracho y cobarde. Hombre escombro.

A %d blogueros les gusta esto: