estás leyendo...
HA… CHE RETÃ PARAGUAY ✓

Por la condena

Cada tanto este diario acostumbra hacer un recuento de los procesos penales a políticos, altos funcionarios y otras personas de la fauna local que ostentan cierto poder.

En su mayoría se trata de causas por presuntos hechos de corrupción como coimas –generalmente registradas con cámaras ocultas– o desvíos de millonarias cantidades de dinero destinadas a los sectores más vulnerables, como indígenas o comunidades campesinas. Son (presuntos) delincuentes de guantes blancos, ni más ni menos.

Haciendo un repaso de este tipo de publicaciones en los últimos años, podemos ver cómo la lista de procesos a políticos fue creciendo considerablemente, en gran medida porque las mismas caras se repiten año tras año. Sus procesos se alargan, se dilatan y, en la mayoría de los casos, terminan con extinciones, prescripciones o con exiguas condenas. Aún son muy pocos los casos donde la Justicia paraguaya sancionó ejemplarmente a los corruptos.

No hay que perder de vista ciertas situaciones positivas, motivadas directamente por la salida de la ciudadanía a las calles: ahora mismo hay cuatro parlamentarios activos procesados en casos de corrupción, algo impensable algunos años atrás.

Uno de ellos, el diputado colorado José María Ibáñez, está procesado por hacer figurar como funcionarios del Congreso a tres empleados de su quinta personal. De esta forma, el legislador se ahorró tener que abonar salarios a sus caseros y dejó que el Estado se haga cargo del pago. Ibáñez ya pidió perdón a la ciudadanía y ofreció devolver todo el dinero para evitar un juicio oral y ser beneficiado con una salida alternativa que lo deje sin antecedentes penales.

Ojalá este año descubramos si la misma justicia que mantiene a más de 12.000 personas presas en todo el país –casi el 80 por ciento de ellas aún sin condena– es igual de implacable cuando se trata de un diputado como Ibáñez o un senador como Enzo Cardozo, acusado por el desvío de más de 70.000 millones de guaraníes destinados a la asistencia de comunidades agrícolas durante su gestión como ministro de Agricultura.

Esperemos que estos casos y los del senador Víctor Bogado y el diputado Óscar Núñez no sigan el mismo camino que los procesos a otros políticos, quizás un poco más viejos, como Juan Carlos Bottino, ex gobernador de Ñeembucú, o Juan Martínez, ex intendente de Lambaré. Ambos fueron procesados hace más de siete años y ni siquiera enfrentaron aún un juicio oral y público.

El gran desafío de la Justicia paraguaya este 2016 es demostrar que está a la altura de los nuevos tiempos. Si en los últimos tres años la transparencia y las imputaciones a parlamentarios y ex ministros fueron la constante, este año debe ser el de las condenas a todos aquellos políticos que engrosan las secciones judiciales de los diarios.

Por Fernando Boccia

http://www.ultimahora.com/por-la-condena-n956949.html

Anuncios

Acerca de jotaefeb

Un arquitecto jubilado. Aprendiz de todo, oficial de nada. Un humano más. Acá, allá y acullá. Hurgador de cosas cotidianas y trascendentes.

Comentarios

Un comentario en “Por la condena

  1. Maldita impunidad

    Si el año 2015 se destacó por el destape de numerosos casos de corrupción, tanto pública como privada, el 2016 debería concluir como el del combate frontal, impiadoso, al flagelo de la impunidad. Es ésta la que alienta a que todos los días aumente la cantidad de corruptos y también la que fomenta la inseguridad que tan fuerte nos golpea. Total, basta con que los delincuentes y criminales de los más variados pelajes manejen correctamente “el arte de distribuir” las sumas adecuadas a los funcionarios que corresponde, sean estos magistrados, agentes del Ministerio Público o altos jefes policiales, para seguir disfrutando en libertad el fruto de lo robado o, peor aún, continuar delinquiendo campantemente. Eso sí, deben ser bandidos de alto vuelo, peces gordos, porque los chicos son los que pagan todos los platos rotos, sobre poblando la totalidad de nuestras cárceles.

    A lo largo del año pasado se hicieron públicos no pocos escándalos, que en el sector público tuvieron como principales escenarios a la Comandancia de la Policía Nacional, con el tema de los combustibles, la jefatura de Policía del Departamento de Amambay, de donde “desaparecieron” más de 250 kg de cocaína, la Contraloría General de la República, la Universidad Nacional y el Tribunal Superior de Justicia Electoral (TSJE), entre otros. En ámbitos privados fuimos testigos de casos muy sonados como la megaevasión de impuestos perpetrada por numerosas empresas y, más recientemente, el millonario lavado de dinero por parte de conocidos bancos que operan en el sistema financiero.

    ¿Y cuál fue el resultado de éstos y otros destapes? Ninguno. El excomandante Francisco Alvarenga no pisó la cárcel ni un segundo. Su brazo ejecutor, el suboficial Roberto Osorio, lo hizo por algunos meses, pero ya está libre. Del jefe de Policía de Amambay nadie recuerda ni su nombre. El excontralor Rubén Velázquez Gadea y su “secretaria vip”, Liz Paola Duarte, siguen gozando de la “dolce vita”. El exrector de la UNA, Froilán Peralta, tras un par de meses en Tacumbú, está en su casa. Lo mismo sucede con el sinvergüenza de Alberto Ramírez Zambonini, con el agravante de que éste sigue siendo ministro del TSJE, y la banda de planilleros que ingresó de su mano a dicha institución, entre ellos los hermanos del presidente del Congreso, Mario Abdo Benítez (h).

    Los empresarios del caso de la megaevasión continúan con sus vidas normalmente y los banqueros, seguramente veranean en Punta Del Este, después de contar los muchos billetes que acumularon durante el fantástico año que tuvieron en el 2015, no así sus mandos medios, 18 funcionarios en total, que fueron imputados por el Ministerio Público.

    Como olvidar que la comisión del Senado conformada para investigar la denuncia que hizo esa cámara contra varios diputados, por el supuesto vínculo de éstos con el narcotráfico, nada aportó al respecto, ni que los denunciados siguen ocupando sus bancas muy cómodos, al igual que los senadores Arnaldo Giuzzio y Arnoldo Wiens, quienes se reunieron con el conocido narcotraficante Ezequiel de Souza en la sede de la Senad, donde guarda reclusión, y mantuvieron en secreto el contenido de lo conversado, que grabaron íntegramente.

    En fin, estas son solo algunas muestras de esa tremenda lacra que nos castiga con furia, llamada impunidad. Un mal que para cualquier país y cualquier sistema de gobierno constituye un obstáculo insalvable que impide todo posible desarrollo.

    Los paraguayos debemos poner nuestro mayor empeño en hacer del 2016 el año de combate a esta infamia. Hacer de esto una verdadera causa nacional, para que los magistrados judiciales y agentes fiscales que encubren a los delincuentes y criminales, sin importar del ámbito que fueren, sean inmediatamente separados de sus cargos y se les aplique la ley con todo rigor. Y que esto represente, al fin!, el inicio de la necesaria renovación de nuestra putrefacta Justicia.

    Me gusta

    Publicado por Anónimo | 05/01/2016, 05:39

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

ÑE’ÊNGA ✓

Ajavýiko che rape, he’íje aguara ho’á jave ñuhâme.16/12/17

archivos ✓

estadistas ✓

  • 1,137,575 visitas
Follow Paraguay Péichante ✓ on WordPress.com

JUSTICIA A LA MEDIDA

El TSJE tuvo que  fallar en un caso, en el que una persona le solicitaba que dijera si era legal o no la candidatura de Peña por uno de los movimientos colorados, ciertamente Peña  sigue siendo afiliado al PLRA, y aún que se afilió, de manera forzada el 31 de octubre del año pasado, no había cumplido aún el año de permanencia como colorado, ni tampoco había renunciado a su afiliación de liberal. El juez saca una resolución kafkiana, dice a los efectos legales por una ley del año 1996, una persona no puede tener 2 afiliaciones simultáneas, pero aquí está lo kafkiano: “para los efectos legales valdrá la última”, dice en su fallo dado conocer, con ese criterio es más o menos lo siguiente: “la bigamia está prohibida en el Paraguay pero para los efectos legales valdrá el último de los matrimonios”. Evidentemente sí a los efectos legales se prohíbe una cosa determinada, a los efectos legales lo único que puede hacerse, es acatar lo que manda la norma y no inventar una ficción jurídica, por la cual una persona con una doble afiliación puede continuar un cargo determinado o puede aspirar a una representación por un partido político.

Todo mal, una justicia cada vez más entregada al poder político, a la que teme mucho menos en su condición de tal, la justicia a los políticos, y este fallo que lógicamente se escribe en un capítulo kafkiano de la historia política y jurídica paraguaya.

BFB

JUSTICIA A LA MEDIDA II

Ahi una resolución también, de la Corte Suprema de Justicia que dio al grupo de prensa de Cartes, para que puedan dar la boca de urna en el transcurso de los comicios del próximo día domingo, esto es una antesala a un caos, si anteriormente se había establecido que la boca de urna, solo podía darse solo a 60 minutos después de haber concluido el acto comicial, ahora vamos a tener una guerra de bocas de urnas el próximo domingo. Cada uno de los sectores de medios estará diciendo quién va adelante, y que estará buscando finalmente con eso manipular la voluntad de los electores que aún no se han decidido porque candidatura abrazarse en ese momento, ciertamente la Corte no ayudó para nada a la pacificación de los espíritus y al cumplimiento de las normas, si la norma dice que no se puede hacer algo por una situación determinada, que es la de buscar la tranquilidad antes de unos comicios y durante los comicios, en el caso de las boca de urnas, esta resolución de la Corte, lo único que augura es mayor conflictividad, y porqué no lamentandonos posteriormente hechos de violencia.

BFB

PARAGUAY TUTELADO

Una cuestión importante del ámbito de la relación internacional, la cancillería paraguaya a través de su vicecanciller Gonzalez, llamó la atención a Hugo Rodríguez, representante de la embajada de los EE.UU., que un twitter, auguro que unas elecciones sean llevadas con transparencia y justicia el proximo dia domingo y al mismo tiempo estuvo en favor de la homilía del Mon. Ricardo Valenzuela, eso hizo que el gobierno paraguayo le llamara la atencion al representante diplomático y le dijera que se está involucrando en cuestiones internas del país. Muchas de las cuestiones internas del país no podrían haber sido resueltas solo por nosotros, o a través de nuestras instituciones, en mucho de los casos, esto que alguno denominan “democracia tutelada” no se hubiera podido llevar adelante de la manera como se llevó, sin la abierta intromisión de poderes extraños al país, que han tenido que poner en el cauce, la locomotora de la democracia en el sitio correcto, el Paraguay todavía lamentablemente con las instituciones que tiene, con la manera en que los poderes del estado administran la cosa pública, la forma irrespetuosa del trato a la Constitución y a las normas, no permiten de que nosotros nos valgamos por nosotros mismos para administrarnos. El dia que los paraguayos tengamos una Justicia confiable y seria, un poder Legislativo ampliamente consolidado, en términos de representación popular, y un poder Ejecutivo que tema y respete a la Constitución, en ese momento, cualquier intromisión en asuntos internos, tendria que llamarnos la atención, el escándalo mayor de la política paraguaya es la manera en que hemos construido nuestras instituciones y el escaso respeto que tenemos a las normas legales.

BFB

A %d blogueros les gusta esto: